Qué decir y qué no decirle a una persona con depresión

Qué decir y qué no decirle a una persona con depresión

Cuando la gente dice ciertas frases para ayudar a un amigo, familiar o persona cercana que está deprimida, a menudo lo hacen con buena intención pero tienen el efecto contrario en la persona deprimida.

Depresión: qué decir y qué no decir a una persona deprimida

Qué decir y qué no decirle a una persona con depresión
  • "Sal y distráete".
  • "Tienes que hacer tu parte".
  • "No pienses tanto".
  • "No sé por qué haces esto".
  • "No sé por qué se quejan si no falta nada".
  • "No sé por qué te quejas cuando no te falta de nada". .......

Son palabras que nunca deberían decirse a alguien que sufre depresión. En realidad, sin embargo, la ayuda que reciben las personas deprimidas de su entorno suele darse de una forma caritativa y proteccionista que trivializa su proceso y aumenta su malestar al exigirles esfuerzos que no pueden realizar.

Las personas deprimidas pueden angustiarse cuando piensan en lo mucho que les queda por hacer y se sienten incapaces incluso de realizar esfuerzos sencillos como levantarse del sofá, vestirse, fregar los platos, por no hablar de salir a la calle y enfrentarse a lo que perciben como un entorno hostil.

Esta situación se convierte en una tortura que embota su mente y le obliga a enfrentarse a una lucha que ni siquiera puede comenzar. Este malestar, combinado con la falta de ilusión característica de la depresión, lleva al paciente a aceptar sus síntomas como un nuevo estado de vida que no puede abandonar.

Las personas que conviven con un paciente deprimido deben ser conscientes de los síntomas de la depresión, y es responsabilidad de los profesionales sanitarios educar a la familia en este sentido. Los familiares pueden ayudar al paciente en todas las fases de la depresión, conocen los síntomas y comprenden que el paciente no puede "seguir el juego".

Quizás te interesa:Qué es el desapego y cómo se practica para ser más felizQué es el desapego y cómo se practica para ser más feliz

También, que su aparente falta de esfuerzo no es tal, sino simplemente una falta de poder e ilusión inherente a su proceso, y que instarle a hacer algo que no puede hacer no será una solución, al menos no en el momento álgido del proceso depresivo, cuando la falta de emociones y la fatiga son tan incapacitantes.

A medida que la enfermedad avanza y la farmacoterapia y la psicoterapia se hacen más eficaces, el paciente es más capaz de encargarse él mismo de la tarea, aunque a veces le lleve tiempo y le resulte tediosa.

Apoyo a la depresión y contactos

Las personas deprimidas tienen una visión estrecha de su realidad, lo que les lleva a inhibir o incluso romper el contacto con su entorno inmediato (normalmente la familia).

Esta imposibilidad de contacto hace que el paciente se encierre en sí mismo, incapaz de encontrar una solución a su enorme malestar. Se produce un aislamiento emocional e interpersonal, y todo lo que les rodea lo perciben y sienten como ajeno, distante e inalcanzable.

Toman conciencia de su propia impotencia y aumentan sus sentimientos de soledad, incomprensión y confusión, lo que les lleva a hacer afirmaciones como "no estoy solo, no lo entiendo, no quiero estar solo".

Quizás te interesa:Qué es el Ikigai, descubre sus 18 puntos fundamentalesQué es el Ikigai, descubre sus 18 puntos fundamentales
  • "No sé qué me pasa, pero no me siento bien".
  • "Si todo va bien, ¿por qué estoy así?".
  • "Nadie me entiende".
  • "Soy una molestia".
  • "Qué difícil es vivir con alguien en mi situación".
  • "Quiero ser como otras personas que no sufren como yo".

La insatisfacción y la culpa hacia uno mismo y hacia el entorno no tienen fin, lo que conduce a un círculo vicioso de malestar, tristeza, culpabilidad, falta de apoyo y una sensación de vacío que nadie puede llenar.

En sentido figurado, los pacientes se sienten como en el fondo de un pozo oscuro del que no pueden ver ni encontrar salida.

En casos extremos, siempre debe considerarse el riesgo de suicidio en estas situaciones, como se explicará con más detalle más adelante.

La última Encuesta Europea de Salud en España muestra que más del 5% de la población española sufre algún tipo de depresión, incluidos más de 2 millones de personas en la forma más grave de la enfermedad. Las bajas por depresión representan ya el 20% del total de las bajas laborales en nuestro país.

Como las enfermedades mentales han sido un tema tabú en el pasado, a menudo es difícil saber cómo tratar a un paciente deprimido. ¿Debemos animarles, debemos decirles lo que sentimos, debemos respetar su tiempo y su estado de ánimo, debemos obligarles a ser felices...?

Siempre queremos ayudar, pero no siempre es fácil saber qué decir y qué no decir a alguien que sufre depresión. Por ello, este artículo explica cómo apoyar a una persona con depresión y cómo encontrar las palabras adecuadas para mostrarle tu apoyo.

¿Cómo se puede ayudar a alguien con depresión?

Qué decir y qué no decirle a una persona con depresión

Cuando se ayuda a alguien que sufre depresión, lo primero que hay que recordar es que la depresión va mucho más allá de los cambios de humor estacionales. De hecho, es una afección que puede ser tan grave como cualquier otra enfermedad fisiológica. Dada la sobrecarga de los servicios de salud pública y la falta de comprensión en el lugar de trabajo, está claro lo importante que puede ser el apoyo de los seres queridos para aliviar los síntomas.

Es importante tratar a los pacientes con depresión del mismo modo que a los pacientes con cualquier otra enfermedad. Así será más fácil centrarse en buscar ayuda profesional.

¿Qué decir y qué no decir a alguien con depresión?

Del mismo modo que no animaríamos a caminar a alguien con una pierna rota, es importante comprender que la depresión es un fenómeno sobre el que no tenemos control. No debemos intentar animar o apelar a la fuerza de voluntad de alguien para sacarle de la depresión en la que se encuentra. De hecho, esto enviaría el mensaje de que la persona no puede superar la enfermedad porque no quiere.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Qué decir y qué no decirle a una persona con depresión puedes visitar la categoría Salud mental.

Resumen

Alejandro

¡Hola! Soy Alejandro creador y editor de eldespachoclandestino.com. Si estáis aquí es porque como yo, sois amantes de la buena cocina y la vida saludable. Quédate conmigo y aprendes sobre este apasionante mundo.

Mas artículos:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Encontrarás más información en nuestra política de cookies. Política de privacidad